Google+
may 30, 2013

Enviado por en Blog Resultados NBA | 0 Comentarios

El segundo entrenador, ese gran desconocido

El segundo entrenador, ese gran desconocido

Alberto Lorenzo, Pablo Alonso, Gonzalo Rodríguez, Joaquín Ruiz, Diego Ocampo, Israel Martín, Agustí Julbe, Jose A. Samaniego, Israel González, Dejan Kamenjasevic, Carles Marco, Jon Txakartegi, Sergio Jiménez, Hugo López, Marcelo Nicola, Curro Segura, Rafael Pueyo, Jesús Mulero… ¿Los conocen? Algunos nombres les sonarán ¿no? Pero ¿Saben a qué se dedican? Son entrenadores de los equipos dela Liga Endesa, la, según nos gusta decir, segunda mejor competición de baloncesto del mundo. Eso sí, no están en primera fila y, aunque sospecho que la mayoría de ellos son tan importantes como el primer entrenador, son ese gran desconocido.

 

A pesar de formar parte del staff técnico de los equipos ACB la mayoría son desconocidos/ Foto ACB

En cierta ocasión Ettore Messina, durante su accidentada etapa al frente del Real Madrid, se quejaba, no recuerdo en que foro, de la escasa consideración que el entrenador de baloncesto tenía en España. Según él, en su país de origen, Italia, el entrenador era visto como un educador o un profesor que merecía todo el respeto, mientras que en España era el primer blanco de todas las críticas, los escarnios públicos y el chivo expiatorio favorito de directivas, medios y aficionados. No recuerdo sus palabras exactas pero el fondo era este. Creo que todos podemos estar en gran parte de acuerdo con esta idea. Pero ¿qué podemos decir entonces del segundo entrenador?

La temporada pasada el mismo Messina fue contratado como consultor técnico de los Lakers, ni siquiera estaba en banquillo, podríamos decir que era un asesor y aun así fue noticia en todos los medios deportivos. Todos los años tenemos noticias de entrenadores que van a Estados Unidos a trabajar con alguna franquicia con la intención de formarse en aquel baloncesto. Aquellos a los que nos gusta el baloncesto conocemos el nombre de entrenadores ayudantes en la NBA especializados en alguna faceta del juego. En la mejor liga del mundo goza de gran consideración el hecho de ser entrenador asistente y no es, en ninguna manera, un demérito alternar etapas como primer entrenador y como ayudante. Miren si no la composición del banquillo del Team USA.

 

Krzyzewski, Boeheim, D’Antoni y McMillan en el banquillo de la selección de Estados Unidos

 En nuestro país, sin embargo, ¿cuantos conocemos el nombre de los ayudantes del entrenador más allá, si acaso, de nuestro propio equipo? ¿qué sueldo tienen? ¿qué posibilidades de evolución? ¿Son parte fundamental del engranaje del equipo o meros aprendices? En los últimos años cada vez son más los entrenadores que hacen las maletas y emigran en busca de un trabajo fuera de nuestras fronteras. Hay una parte positiva, este éxodo es fruto de la buena imagen que tiene nuestro baloncesto debido a los éxitos de las selecciones, tanto masculinas como femeninas, en sus distintas categorías. Pero la realidad es que hay numerosos entrenadores en paro que no encuentran trabajo ni en categorías inferiores a pesar de su experiencia como ayudante en ACB y tienen que emigrar para obtener así su primer puesto de trabajo como entrenador jefe.

No nos engañemos, casi todos, incluido el que esto escribe, pusimos en tela de juicio el fichaje de Zan Tabak por el Laboral Kutxa, o como se llame esta semana, aduciendo falta de experiencia. Tres años en el Real Madrid, dos en el Cajasol, uno en el Girona de Leb ORO y, hasta que fichó por Baskonia, en el Trefl Sopot de Polonia. No es mucho, pero ¿tan poco como para poner en duda su valía aún antes de empezar? Algunos dirán que la reciente derrota en el play off les da la razón, pero el equipo estaba al borde de la eliminación en la primera fase de la Euroliga y llegaron a cuartos, con una racha de 17 partidos invictos mediante.

 

   Aun estando en segundo plano algunos asistentes ejercen gran influencia / Foto Euroleague.net

Qué decir también de los palos que le cayeron a la FEB por la decisión de poner la selección absoluta masculina en manos de Juan Antonio Orenga. Su única experiencia profesional al más alto nivel, como entrenador de Estudiantes, acabó pronto y mal, pero desde entonces acumula horas de vuelo al frente de las categorías inferiores de la selección y como ayudante de la absoluta durante los últimos cinco campeonatos. No nos olvidemos tampoco de las críticas recibidas por Real Madrid y Barcelona, respectivamente, cuando dejaron los mandos de sus equipos a Joan Plaza y Xavi Pascual, hasta entonces entrenadores ayudantes. No hace falta decir el prestigio ganado hasta ahora por cada uno de ellos.

Ahora que está más de moda que nunca el entrenador español, con 14 de 18 equipos entrenados por nacionales y cuatro de ellos en semifinales de liga, sólo pretendo hacer un pequeño homenaje a todos aquellos que hacen grande a este deporte, muchas veces desde las sombras, siendo parte fundamental de los éxitos de sus equipos, desde las categorías inferiores hasta el segundo plano de los banquillos sin ser recompensados, en la mayoría de los casos, con el reconocimiento ni de la prensa ni de los aficionados.

—-

Teodoro Mateos en Twitter: @tmateoso

 

468 ad
Plugin from the creators of Brindes :: More at Plulz Wordpress Plugins