Google+
abr 1, 2013

Enviado por en From Coast to Coast | 0 Comentarios

Cuando la obra caritativa se convierte en el timo de la estampita

Cuando la obra caritativa se convierte en el timo de la estampita

La ESPN ha destapado recientemente un asunto que podría poner en tela de juicio las actividades de algunos jugadores de la NBA. Uno de los principales protagonistas del affaire es Lamar Odom.

Así, entre otros centenares de deportistas, Odom creó una fundación cuya meta principal era recaudar dinero para apoyar la investigación contra el cáncer (en especial los cánceres que afectan a niños) y otras iniciativas benéficas a favor de jóvenes en situaciones menos favorecidos en la vida.

No sólo, según los documentos de la declaración de la renta, no llegó a donar ningún dinero para dichas causas sino que además el dinero fue a parar, en su gran mayoría, a dos equipos de baloncesto que disputan partidos en la AAU (Amateur Athletic Union).   De los 2,2 millones de dólares recaudados a lo largo de varios años, un 60% – 1,3 millones – se destinaron a sufragar los gastos de estos dos equipos.

Jerry Degregorio, entrenador asistente de los Golden State Warriors, ejerciendo funciones de Secretario de la fundación, ha cobrado del orden de aproximadamente 72.500 dólares anuales de la fundación, desde 2004 a 2011.

Mientras tanto, la fundación declaraba pérdidas.  Según la declaración a la Hacienda estadounidense (IRS) de 2011, la fundación estaba más de 210.000 dólares en números rojos para ese año.

Lo que ha hecho la ESPN es realizar consultas con expertos sobre el tema y han incluso examinado las operaciones de más de un centenar de supuestas fundaciones, hallando que la mayoría de ellas funcionaban por debajo de los parámetros mínimos de expectativa de dichas entidades.

Había bastantes indicios de actividades cuestionables, especialmente en lo referente al apartado de gastos administrativos que, en la mayoría de los casos, superaban el dinero que se asignaría a los casos de obras caritativas.

El reportaje menciona el caso de Baron Davis y Paul Pierce, que se hicieron cargo de una iniciativa de partidos de baloncesto, lanzada por la fundación de Magic Johnson. Dichos partidos se celebraron durante 20 años, y estaban destinados a que jugaran famosos.  También Davis llevó a cabo gestiones cuestionables al respecto.

Lo curioso es que tras realizar las entrevistas ESPN a Odom, éste sacó el enlace de Cathy’s Kids (la obra benéfica) de su web.

Realmente es grave la situación porque crea un ambiente de desconfianza y perjudica a aquellas organizaciones que sí funcionan correctamente y son parte fundamental de la ayuda que gente e instituciones necesitadas reciben.

 

Fuente original (ESPN): http://espn.go.com/espn/otl/story/_/id/9109024/top-athletes-charities-often-measure-charity-experts-say-efficient-effective-use-money

 

 

—————————–

John Vázquez en twitter: @spainusaorg

 

 

 

 

468 ad
Plugin from the creators of Brindes :: More at Plulz Wordpress Plugins