Google+
dic 3, 2012

Enviado por en Blog Resultados NBA | 0 Comentarios

El nacimiento de una rivalidad

El nacimiento de una rivalidad

   

No todas las temporadas podemos asistir a la creación de una rivalidad como la que este año van a brindarnos (espero que por muchos años) los Knicks y los Nets. Es cierto que a día de hoy solo han jugado un partido entre ellos y que estas rivalidades se crean en el campo, y más concretamente durante los PO, pero hay una serie de factores que parecen garantizar que la mala sangre tendrá sitio en los enfrentamientos futuros. Y son estos factores los que intentare analizar aquí. ¿Que lleva a dos equipos a tenerse inquina?

 -Cercanía Geográfica: Esta es una de las razones que más pueden influir en que dos equipos se enfrenten directamente y se tengan esa mala sangre. Primero porque esa cercanía supone que tendrán que luchar por el “mercado” de fans, potenciado además por las rivalidades que puedan tener esas zonas más allá del baloncesto (o deporte cualquiera). En el caso de los Nets y los Knicks comparten ciudad y no cualquier ciudad, sino la “capital del mundo”. Para más morbo aun los Nets se han “apropiado” del barrio más significativo de la ciudad, Brooklyn. Por otra parte esta cercanía supone 4 partidos al año solo durante RS, lo que hace que la oportunidad de “piques” crezca rápidamente. Pero esto solo no basta (si fuera así Clippers y Lakers se matarían en cada partido), lo que nos lleva al siguiente elemento…

-Propietarios: Puede parecer una frivolidad pero al fin y al cabo, es la voluntad del propietario en invertir en el equipo lo que lo hace competitivo y es esa competitividad lo que lleva a  la rivalidad, de nada sirve que dos equipos compartan cancha pero el nivel entre ambos sea tan grande que siempre arrase uno de los equipos, sobre todo si esa situación se mantiene a lo largo de los años como en el ya mencionado caso de Clipps y Lakers. En los Knicks no hay duda, ellos llevan gastando en el equipo como si fuera el Monopoly, con el añadido de que su propietario, por mucho que se quiera esconder, siempre da jugosas historias para la prensa neoyorquina. Los Nets por su parte cuentan con el mejor combo de propietarios de toda la liga, un billonario extranjero hasta cierto punto excéntrico, dispuesto a gastar sin fondo y una figura pública de la relevancia de Jay-Z que les otorga cierto “swag”. Solo hay que ver el Barclays Center para ser consciente de la postura de  Mikhail Dmitrievitch Prokhorov en el aspecto de la inversión.

  

-Estrellas / Plantillas: No hay mucha duda que la mejor manera de atraer gente hacia tu equipo y de crear afición es tener jugadores con gancho (jugadores que llegan a base de invertir o en “front offices” de calidad). Y no hay mejor enfrentamiento en la NBA que uno entre equipos plagados de estrellas o al menos  con un par de estrellas y buenos complementos. En New York llevan intentándolo cumplir esta máxima desde su creación, con mayor o menor éxito, aunque hoy por hoy parece que los Melo, Stoudamire, J.R. Smith etc. han dado el paso adelante…. ¿Y los Nets? en dos años tras el cambio de propietarios Brooklyn ha conseguido darle la vuelta al “roster” consiguiendo a Deron Williams, Gerald Wallace y Joe Johnson…. además de renovar a un “borderline” All-Star como Brook Lopez. Así que tenemos a dos equipos con plantillas competitivas y de un nivel similar, la sangre está servida.

 

-Fanbase: Aquí es donde nos encontraríamos quizás el pilar más débil, los Knicks son, quizás, el equipo más famoso del mundo, con una primera fila siempre bien nutrida de famosos, mientras que los Nets nunca destacaron por mucha afición más allá de New Jersey. No obstante con el traslado a Brooklyn cabe esperar un aumento de su popularidad enorme, y de las “celebrities” ya se encargara el bueno de Jay-Z. Hay que tener en cuenta la influencia que puede tener un “sideline” con caras conocidas día sí y día también en el “pueblo llano”. Estrellas en el campo, estrellas en la primera fila, pabellón lleno. Al fin y al cabo son las aficiones las que desarrollan la rivalidad y las que la dotan de peso…

En definitiva, cabe esperar que esta vecindad no acabe siendo como la de los Clippers y los Lakers si no bastante más tensa… Y desde luego la prensa de la Gran Manzana no parece estar dispuesta a que esto pase. No obstante habrá que esperar hasta que empiecen a competir de verdad por los primeros puestos de su conferencia o incluso a una ronda de PO para ver como se asienta y desarrolla esta rivalidad. Llegado el momento no dudo que la ciudad de Nueva York acabara polarizada por los dos equipos, que espero que nos den buenos momentos a los aficionados NBA.

Claudio Rueda en Twitter: @claunchin

468 ad
Plugin from the creators of Brindes :: More at Plulz Wordpress Plugins