Google+
ago 21, 2012

Enviado por en Blog Resultados NBA | 1 Comentario

The path of a big man

The path of a big man

Con el traspaso de Howard hemos podido asistir a varias tradiciones del mundo NBA, la primera, ver a una superestrella de mercado pequeño partir hacia uno grande (aunque con mas drama del habitual), segunda ver a un Center dominante acabar en los Lakers, la tercera que los Lakers hagan un traspaso y parezca que han engañado a todo el mundo y cuarta, los Lakers no reconstruyen, recargan. El traspaso en si mismo ha sido un sinsentido para Orlando que se ha visto de ser el que tenia la sartén por el mango a ser un “facilitator” para el resto de equipos involucrados. No obstante hay que decir que este parecerse el plan B de los Lakers, según se rumoreaba el verdadero “hit” seria Chris Paul + Dwight Howard perdiendo a Gasol + Bynum + Odom. En cualquier caso parece que la cosa ha ido bastante bien para los Angelinos, que en vez de a Chris Paul agarran a Nash  pero sin perder a Pau.

No hay duda de que el traspaso mejora claramente al equipo, sobretodo por la dimensión defensiva que les da Howard y especialmente por su atleticismo que le permite ser uno de los pívot que mejor corre el campo de toda la liga. Por otra parte, aunque si acaso empeoramos en el sentido defensivo el puesto de base la presencia de Howard por la zona mitigara a buen seguro el impacto de Westbrooks, Roses y demás cohetes que pululan por la liga. En el aspecto ofensivo la llegada de Howard diría que hasta disminuye la potencia de Lakers pero la llegada de Nash hace que me reserve esa impresión hasta ver el efecto de los “pick and rolls” de ambos.

Y con esto llegan las primeras dudas, ¿como funcionara el equipo en ataque? pese a que parezca raro Bynum y Howard tienen un “gasto” de balones en ataque casi igual en la pasada temporada (teniendo en cuenta que Howard era el referente ofensivo de su equipo y Bynum la opción 2A de Lakers) o sea que en ese aspecto no debería haber mayor problema incluso. Nash por otra parte aun siendo poco dado a tirar este año lo hará aun en menor cantidad dado el arsenal ofensivo que lo rodea. Beneficiara muchísimo su muñeca desde la línea de 3 puntos, sobretodo con jugadores interiores como Howard, acostumbrado a los 2vs1 a diferencia de Bynum y Gasol, un pasador excelso. A pesar de todo esto el gran reto y la gran prueba será que Kobe se mantenga entre los 19-21 tiros por partido (obviamente habrá partidos en los que se necesitara mas de Black Mamba y otros en los que menos, pero este debería ser el promedio) y bajar su USG%  a unos niveles aceptables. Por ultimo, Gasol. Pau va a tener que adaptarse a lo del año pasado, vivir lejos del aro y ser la segunda opción interior, no obstante este año parece que pinta la cosa mejor al tener un base del calibre de Nash para distribuir el juego y a un Howard cuya zona de trabajo es un pelín mas reducida y cercana al aro que la de Bynum. Y es aquí donde entroncamos con el siguiente aspecto, Princeton Offense, de la mano de Eddie Jordan. No es el triangulo pero se le parece bastante y por el sistema propio y la necesidad de un interior con pase y visión de juego es probable que pasen mas balones por las manos de Gasol que la temporada pasada. No es que vayan a aplicar al 100% los aspectos de este sistema, pero lleva a Pau y a Kobe mas cerca de su zona de confort en el campo.

Otro aspecto a analizar es la química/moral de esta plantilla, primero los aspectos negativos. Dwight, ese es quizás el peor aspecto de todos habrá que ver con que mentalidad llega y como se comporta tanto en el campo como fuera de el, a un equipo cuyas dos principales figuras Nash y Kobe son dos de los mas reputados lideres de la liga uno ejerciendo de poli malo (Bryant) y otro de poli bueno (Nash). Habrá que prestar especial atención al D12 dentro del campo, no parece probable que ni Nash ni especialmente Kobe vayan a estar muy dispuestos a seguirle  con las bufonadas y las risas en el campo, al menos al nivel al que Howard esta acostumbrado (ese nivel en el que en cada partido Kevin Garnett lo llama bufón). Por otra parte será interesante ver la dinámica que cogen Dwight y Pau en el frontcourt  si logran compenetrarse o estorbarse, aunque visto la ultima temporada con Bynum parece mas bien lo contrario. No hay que olvidar tampoco el sentido de urgencia que deben tener Pau, Kobe y sobretodo Nash con respecto a los anillos, esta es su ultima oportunidad y eso puede suponer menos paciencia con un jugador que si algo ha demostrado a lo largo de su carrera y muy especialmente estos últimos 10 años ha sido falta de seriedad.

En cuanto a aspectos positivos, los hay a varios niveles. El primero y mas evidente es el cambio de mentalidad de la franquicia, después del varapalo de 2011 y sobretodo de la pasada temporada en la que parecía un proyecto acabado y poco menos que de camino al desguace, el buen hacer de Mitch Kuptchak (a este paso ganándose una estatua en el STAPLES a la Magic Johnson) le ha dado un giro de 180º y, si bien no son los principales favoritos o, al menos, los únicos, si que le da una perspectiva de mejora.

Mike Brown sigue siendo un Head Coach pésimo, pero hay tres factores que harán que esta campaña la experiencia sea mas llevadera. Uno de ellos es que será su segundo año y además contara con un “preseason camp”  completo, podrán planificar y preparar la temporada mucho mejor además de tener mas tiempo para entrenar los nuevos sistemas. Otro aspecto es la llegada de Eddie Jordan y su ya mencionada “Princeton Offense” para llevar el ataque angelino que junto a la presencia de Nash deberá suponer en una mejora enorme con respecto a lo visto el año pasado. Y la tercera es la estabilidad de la plantilla, con estos movimientos parece que, al menos, hasta el verano que viene nadie tendrá que temer por su puesto, no hay rumores, todos están tranquilos y se pueden enfocar en la temporada, lo cual no puede sino ser positivo para un equipo que desde aquella serie con Dallas parecía vivir con una espada encima de la cabeza.

Por ultimo toca analizar las finanzas, y es aquí donde la cosa se pone negra oscura mate, para la 2012-13 los Lakers tienen comprometidos un pelín mas de 99 Millones de dólares, lo que viene a ser unos 29 millones por encima del Luxury Cap. Esta temporada 2012-13 tendrán que pagar la friolera de 130 Millones de sueldos mas impuesto de lujo. Lo divertido vendrá en 2013-14, amen al nuevo CBA, cuando se impondrá el nuevo sistema impositivo, teniendo en cuenta que los Lakers llevan 5 años pisando ese terreno y que se pasaran por mas de 25 M, la cosa puede ser espectacular. Es complicado saber cuanto tendrán que pagar exactamente pero teniendo en cuenta que tendrán 78 Millones comprometidos en 7 jugadores sin contar la renovación de Howard…. a ojo de buen cubero digamos que solo en sueldos podrían ser del orden de 105-110 M, solo en salarios, si Howard renueva y nadie es traspasado, más las adiciones mínimas para completar la plantilla… He intentado calcularlo y es bastante complicado pero podría rondar los 170-180 Millones solo en multas a lo que habría que añadir los 110 en salarios, un total muy cercano a los 300 Millones en una sola temporada. Duro. Muy duro, ni siquiera el hecho de que al año siguiente solo quedaran en nomina Howard (si renueva) y Nash, unos 30 M entre ambos, aliviaría el efecto de ese golpe. Para hacernos una idea el monstruoso acuerdo con Time Cable Warner les proporciona unos 200 Millones al año, lo que daría casi justo solo para pagar las multas. En cualquier caso aun quedan dos años para ello (las multas se pagan al final de la temporada).

Como nota final este traspaso también tiene unas consecuencias para la liga, se pone de manifiesto que pese al nuevo CBA, los mercados grandes siguen teniendo mucho mas poder, no solo económico, sino también de atracción que los pequeños. Además continua con la tendencia de concentración de estrellas que se viene dando por toda la liga de unos años para acá, lo que aumenta la brecha deportiva y empeora la competitividad (bueno en cierta manera porque los grandes dominadores estarán cabeza con cabeza entre ellos). Deja en evidencia lo lejos que se esta de una igualdad tanto deportiva como económica, ya solo el hecho de que un equipo se pueda plantear pagar solo en multa cerca del triple de lo que algunos equipos pagan en salarios, es preocupante y podría llevar a la desaparición de algunos equipos.

Como aficionado de Lakers obviamente estoy contento, ya que el equipo ha mejorado muchísimo y el contexto ha cambiado a nuestro favor. Como aficionado a la NBA es triste como lo fueron los SuperFriends de South Beach o los Knicks, empobrece la competición.

Claudio Rueda en Twitter: @claunchin

468 ad
Plugin from the creators of Brindes :: More at Plulz Wordpress Plugins